¿2019 DESMUNICIPALIZADO? Por César López

0
71

Los Municipios fueron escenarios fundamentales para las principales candidaturas en el 2015, tanto del peronismo (Peppo-Capitanich) como del radicalismo (Aida-Cipollini) propusieron fórmulas con intendentes (e hijo de intendente) para la gobernación. El peronismo también propuso intendentes para encabezar la lista legislativa, como lo fue el binomio Panzardi-Sager. Para el 2019, las propuestas de fórmula parecen desmunicipalizadas, y más aún si el intendente de Resistencia no quiere o no puede jugar por la gobernación.

La Legislatura del Chaco se perfila como escenario para soltar algunos nombres en el 2019. Carim Peche parece afirmarse en la línea de largada; Roy Nikisch que casi nunca habla pero llegado el momento electoral se hace notar, y Leandro Zdero.

Ni que hablar si la actual Presidenta de la Legislatura logra escalar un puesto, e imponerse como candidata a la vicegobernación en el FCHMM. Es difícil por los riesgos de doble comando (o comando disminuido) que significa para un gobernador, pero no se puede obviar que todos los movimientos públicos del gustavismo ofrecen la sensación de un apuro por ubicarse en el tradicional reparto entre cuatro paredes, y meterse de lleno en la oficina del PE para compartir todas las decisiones.

La Justicia Federal, en las causas de Lavado, se convirtió en un escenario donde caen algunos dirigentes. La caída judicial (no definitiva) de Aida Ayala generó en el radicalismo la necesidad de buscar variantes, y es muy probable que no menos de 3 municipios justicialistas deban abocarse a buscar sus propias variantes electorales a nivel comunal.

La nominación de candidatos que hoy están para producir normas legales, y la caída de otros candidatos por la aplicación judicial de la normas legales; nos lleva a propuestas electorales 2019 donde se advierte una disminución del criterio de territorialidad (o desmunicipalización) , y gana terreno (por denominar de alguna forma) el criterio de normatividad.

Aclaremos. Esto no significa que los nombres que salen desde la Legislatura se fundan en la excelencia de la labor legislativa, las respuestas legislativas a los problemas sociales concretos fueron inexistentes. Como dicen algunos: «Es lo que hay».-

Las opciones no son parar tirar manteca al techo, todo lo contrario. El techo se nos cayó encima. Si la gestión Peppo es un problema, encontrar alternativas también es un gran problema.

Ningún candidato está en condiciones de generar expectativas sociales, son dirigentes archiconocidos que pugnarán por ser la opción menos mala. Si tomamos el dilema radical Peche o Aida, notaremos dificultades en tomar una opción. Peche fue parte de la estructura de poder rozista que nominó a los jueces del STJ sin concursos de antecedentes y oposición; y Aida Ayala está investigada con prisión preventiva en Lavado II.

Dejanos tu comentario